lunes, 11 de febrero de 2013

Sopa del Niño

Hola buenos días.

Lo primero que quiero hoy es daros las gracias por los halagos que ha tenido estos días este blog. Bueno, más bien su nueva imagen. Y yo "reboto" esas gracias una vez más a las artífices y creadoras del mismo: Ana y Blanca, estupendo y maravilloso equipo. MUAK

Dicho esto, hoy os traigo una receta que nada tiene que ver con la repostería creativa o moderna, sino con esa repostería de toda la vida, la tradicional, la que las hijas heredamos de nuestras madres y estas a su vez de las suyas.

La "sopa del niño" que hoy os traigo es una de esas recetas que desde hace muchos, muchos años, se hacían en el pueblo de mi madre, San Adrian, el día de Navidad. Yo la recuerdo de siempre, comiéndomela con todos mis tíos y mis primos (sí, es esa familia tan grande para la que preparé esta tarta); con ese sabor a almendra y esa textura tan peculiar que no a todo el mundo gusta pero a mí personalmente, me encanta.

Es curioso que mi madre y tías cuentan que a los "apegados" (vamos, los casados y casadas con mis tíos y tías) nunca les ha gustado demasiado pero en cambio a los nietos de mi abuela Mª Luz nos entusiasma a todos (y la generación de bisnietos -vamos, mis hijos, a Claudia, Carlota, Leo...) también son fans absolutos. ¿Será la "genética Ursúa"?... jajajaja.

Os dejo con las fotos y luego la receta. Y una cosa: bonita, lo que es bonita no es que sea pero os aseguro que es absolutamente deliciosa.





Vamos allá con la receta.

"SOPA DEL NIÑO"

Ingredientes: 

1 barra de pan duro   
Litro y medio de leche
9 cucharadas de azúcar
Mantequilla
Canela en polvo y en rama
Más azúcar
Almendra molida (al gusto pero recomendable, en abundancia)

Elaboración:

- Partir el pan en láminas finas (como si fuésemos ha hacer tortilla de patata).
- Bien finito, lo metemos en el horno bajo el gril para que se tueste un poquito.
- Mientras ponemos a hervir la leche con las 9 cucharadas de azúcar y rama de canela.
- Untar la base de una fuente apta para horno con mantequilla y colocar una primera capa de pan. Sobre ella verter azúcar, canela y almendra (en abundancia).
- Verter sobre ella parte de la leche hervida.
- Poner otra capa de pan y hacer el mismo proceso anterior.
- Terminar siempre con una buena capa de azúcar, canela y almendra (sin leche) y sobre ella poner bolitas de mantequilla esparcidas por toda la fuente.

- Dejarlo una media hora a temperatura ambiente para que el pan se ablande con la leche.

- Pre-calentar el horno y hornear durante una hora con aire en 3D (vigilarlo y cuando veamos que se empieza a dorar el pan, sacarlo del horno).


Os la recomiendo sinceramente. Está deliciosa y yo desde luego me guardaré la receta para pasársela a mis hijos.

Un besote y buena semana.
Helena

Estoy enlazando esta receta a la fiesta de enlaces "Libre" del blog "Personalización de Blogs".

30 comentarios:

  1. Guapa, pero si no había visto la nueva imagen de tu blog! es precioso, la verdad es que se ve mucho mejor, como más despejado :)
    y la receta es la primera vez que la veo, rica rica debe estar. a ver si me hago con una barra de pan pero cuando termine la dieta,jejeje. besos!

    ResponderEliminar
  2. Desde luego las recetas de toda la vida, y que nos hacen pensar en nuestra niñez, son las que más ricas nos saben.
    Me encanta la nueva imágen del blog.
    bss!

    ResponderEliminar
  3. Pues debe estar deliciosa seguro, estas recetas "de toda la vida" son siempre un acierto

    bss

    ResponderEliminar
  4. Yo soy más de estas recetas que de repostería creativa, la verdad. Y tiene una pinta deliciosa, ,Hija a mi no me parece nada fea, vamos que yo ahora me tomaba un buen trozo y me quedaba tan pancha. POr cierto me gusta mucho como te ha quedado el blog, esta precioso. Besos

    ResponderEliminar
  5. Lo primero que tengo que decir es lo monísimo que ha quedado el blog!!!
    Me encantan los colores y la cabezera es una cucada ^^

    Las recetas tradicionales son como un tesoro que pasa de generación en generación y es lo que tu dices, que son rústicas pero de sabor mmm buenísima seguro!

    un beso!

    ResponderEliminar
  6. muchas gracias por compartir una receta tan familiar, cuando tengamos ocasión la haremos y te contamos! besis

    ResponderEliminar
  7. Hola, te he conocido a través del blog de Blanca, me encanta tu blog, los colores transmiten una serenidad increíble. A mi también me gusta la repostería creativa, pero con este tipo de recetas (de toda la vida) disfruto un montón.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Hay que tener tiempo para todo, aunque la reposterís creativa ocupe ahora horas y horas de nuestra vida, no hay nada mejor que la repostería tradicional!!!Y la tarta no es nada feaaa, nosotros la vemos perfecta ;) Muchos besos!!

    ResponderEliminar
  9. Pero es que no todo tiene que ser repostería creativa, es más, las mejores recetas suelen ser precisamente estas que con el aspecto creativo tienen poco. Lo que más importa es el sabor y este tarta tiene una pinta estupenda y si lleva almendra y canela ya te digo yo que a nosotras nos encantaría, jejej... ¿Seremos de tu familia? jejejej
    un besazo guapa

    P.D. Tenemos pendiente conestarte al correo, no nos dio tiempo :( :( pero lo haremos :) Y ni siquiera te preguntamos qué tal estabas :( Bueno, de fb ya sabemos que bien y con el curro a tope así que nos alegra :)
    bss

    ResponderEliminar
  10. Precioso blog Helena, no lo había visto, disfrútalo mucho!!!
    No conocía este postre y por los ingredientes tiene que estar bien rico!!
    Besotesss

    ResponderEliminar
  11. Tiene que estar deliciosa. Un abrazo, Clara.

    ResponderEliminar
  12. Pues bonita no se si será, eso ya es cuestión de gustos, pero a mi me parece que tiene una pinta estupenda.... Y las recetas tradicionales además siempre terminan siendo las más buenas!
    Un besote, guapa1
    Montes

    ResponderEliminar
  13. vaya pintaza que tiene!!!!!!!! ya sabes que las apariencias engañan......

    ResponderEliminar
  14. Helena¡¡¡ yo ya he probado la sopa de pan...sabes quien me la ofreció??? Ana¡¡¡ y que casualidad que ahora vas tu y la publicas¡¡¡¡¡Es buenísima¡¡¡ Con tu permiso, me llevo la receta para tenerla en mi libro de receticas...y si algun día me animo a hacerla, te lo haré saber¡¡¡¡¡ Besicos¡¡¡¡

    ResponderEliminar
  15. Pero Helena, yo lo veo riquísimo, y bonito, sí, sí... y apetecible, de verdad! Así que tomo buena nota para probarlo, me gustan mucho las recetas tradicionales :)
    No me canso de decir que el blog te ha quedado precioso! Biquiños guapa!

    ResponderEliminar
  16. Me ha encantado tu receta y voy a probala seguro, así te conozco un poquito mejor!! Me recuerda al aspecto del apple strudel, verdad???

    Y qué bonito tu blog!!! no puedo parar de decírtelo, en esa foto pareces Amy Atlas dando la bienvenida a los internautas!!! estás estupenda con tus 38 (o eran 37???), da igual yo tengo 41 y cada día me encuentro mejor, verdad???

    Miles de besos, guapetona!

    ResponderEliminar
  17. Me apunto la receta, esta hay que probarla!!!
    El blog precioso, cada vez que entro me gusta más...
    Un besito, Abi
    Cookies y cupcakes de Huesca

    ResponderEliminar
  18. Hey dear I really like your blog! What about following each other? Also on bloglovin, facebook and even lookbook if you want...just let me know :3 <3




    NEW POST UP!


    www.OntoMyWardrobe.com

    ResponderEliminar
  19. Helena, ¡qué buena pinta! Y felicidades por la nueva cara del blog, yo debería ponerme también, ya que tengo el curso de personalización de blogs en la trastienda, y perdona que no te haya escrito antes, he estado un poco out por motivos personales, y también de trabajo... ojalá tuviera más horas el día.
    Un besazo.

    ResponderEliminar
  20. Helena es que el blog ha quedado precioso, es una monería. La receta es estupenda y seguro que rica, rica. Por cierto, estás muy guapa en la foto. Besos.

    ResponderEliminar
  21. Uma receita excelente com um aspeto fantástico!
    Bjs

    ResponderEliminar
  22. Muy bonita la nueva imagen de tu blog. Nos encanta!!!!!

    ResponderEliminar
  23. Las recetas de toda la vida son las mejores. Gracias por compartirla.
    Y, por cierto, me encanta ese aire romántico que se respira en tu blog con su nuevo diseño. Enhorabuena!!
    Besos
    http://demimami-personalcakes.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  24. Hola Helena.
    Una receta estupenda, sobre todo, por ser de las de toda la vida.
    No había visto lo precioso que está el blog. Me encanta.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  25. Precioso el blog Helena!! Y me encantan tus galletas y tus recetas!! Me quedo por aqui!! Bss

    ResponderEliminar
  26. Las mejores recetas, al final, son las tradicionales y esta suena deliciosa!
    Tienes un blog precioso, me encanta! Enhorabuena!
    Vengo d la fiesta d enlaces y estoy encantada d haberte conocido!

    ResponderEliminar
  27. Hola Helena
    Yo también vengo de la fiesta de enlaces y ya veo que me estaba perdiendo muchas cosas interesantes por no conocerte, así que por aquí me quedo.
    Me encanta esa tarta, no la conocía y me la voy a guardar, porque es de esas recetas que no deben perderse. Seguro que está buenísima y además, yo también la veo bonita
    Saludos!!

    ResponderEliminar
  28. Ja Ja prima!! Yo la hice estas Navidades!
    Hice dos, una para mi casa y otra para casa de Carlos... allí les encantó. Y la complementamos con un buen helado de vainilla y resultaron hacer una pareja ideal. El fresquito y el sabor del helado le va de maravilla.
    Es verdad que a los apegados no les termina de gustar... sin embargo a los nietos eh?... llevaremos el gen!
    Viva la Abuela Mª Luz!!!

    ResponderEliminar

¡¡Gracias por dejar tus comentarios y opiniones¡¡ Me hacen mucha ilusión, me los leo todos y siempre aprendo de ellos.